Gabinete antidemocrático

|

Por Enrique García Cuéllar


Ningún gabinete va a dejar satisfechos a todos los ciudadanos. El “gabinetazo” no existe. 


Hay quienes opinan que deberían poner en la Fiscalía General del Estado a alguien con las virtudes de la Madre Teresa, por lo menos. Otros, se enojan porque no quedó su amigazo del alma. 


En algunos casos, el nombramiento sí ofende a la sociedad y el mandatario recibe el repudio, no tanto la persona designada por él. 


En los casos en que el error o el compromiso para designar a alguien son flagrantes, notorios, se niega la democracia, porque se da la espalda al pueblo al entregar cargos a personas con un pasado de ineficiencia, corrupción, arrogancia, despotismo o cualquier otro defecto ya demostrado. 


Esos errores deben ser corregidos por el bien de Chiapas, sin temor a lastimar a los recomendadores, a los padrinos de las personas favorecidas con un cargo oficial. Si estamos estrenando democracia, por favor, que se escuche la opinión popular expresada en los distintos medios como las redes sociales, donde la retroalimentación es inmediata y las reacciones no se hacen esperar. 


Mientras continúen los padrinos gobernando este estado, la democracia tendrá cerradas las puertas y jamás entrará a Chiapas, entidad urgida del cambio tan esperado.


eagarciac@outlook.com

Hasta la Virgen de Guadalupe tiene enemigos
Deja la Unach quebrada y se va de asesor de Rutilio
Los caprichos de Katyna
PRI y PAN sin memoria
Juicio político a Juan Sabines