Se radicaliza el cambio climático

|


INCENDIO

La emisión de gases de efecto invernadero y el deshielo en el Ártico alcanzaron máximos históricos en 2017, de acuerdo con el Informe Anual del Estado del Clima emitido ayer por la Agencia Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA) y la Sociedad Estadunidense de Meteorología.


El estudio, elaborado por 450 científicos de más de 60 países, describe el empeoramiento de las condiciones climáticas en todo el mundo en 2017, cuando el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, decidió retirarse del Acuerdo Climático de París.


El jefe de la Agencia de Protección Medioambiental (EPA), Andrew Wheeler, aseguró ayer que el organismo que dirige “continuará la agenda del Presidente a toda velocidad”.


El informe asegura que la concentración media mundial de dióxido de carbono (CO2) en la superficie de la Tierra ese año fue de 405 partes por millón (ppm), es decir, 2.2 ppm más que las registradas en 2016 y la más alta en los registros modernos de medición atmosférica.


Los hallazgos de la investigación apuntan que la tasa de crecimiento global de CO2 se ha “casi cuadruplicado desde principios de la década de 1960”.


De hecho, los tres gases de efecto invernadero más peligrosos liberados a la atmósfera (dióxido de carbono, metano y óxido nitroso) alcanzaron nuevos récords.


Continúa información aquí

Exbanqueros en la mira de la justicia española por lavado de dinero en México
Reportan muerte de niña migrante tras salir de centro de detención en EU
Chocan trenes con turistas a Machu Picchu